El Rincón de Elbace Restrepo

EL CONSUMO QUE NOS CONSUMEEL CONSUMO QUE NOS CONSUME

 Por ELBACÉ RESTREPO | Publicado el 8 de julio de 2012
 Todavía recuerdo los martes de mercado con mi mamá hace unos años. Llegábamos muy titinas a la tienda de Las Gutiérrez, donde comprábamos “el grano” para la semana: Sal, azúcar, arroz, frisoles, café, chocolate y moresco. Jabón “de olor”, jabón para la ropa, papel higiénico y crema de dientes. Un frasco de mermelada, que después sería un vaso; una lonja de bocadillo y la parva: bizcochos, tornillos, galletas de soda y pare de contar. Los enlatados eran productos tan exóticos que llevar un tarro de carne de diablo evidenciaba una especie de bonanza económica y, si la suerte estaba de mi parte, ingresaba a la lista un objeto del deseo: las galletas Herpo, la felicidad en forma de dos rombos nada crujientes que guardaban por dentro un tesoro invaluable: dulce de guayaba de un lado y arequipe del otro, que en mi recuerdo están ligados a una lágrima furtiva que me arrancaban las historias tristes de Corazón. Tardes de dulce y de sal, gracias a Herpo y a don Edmundo de Amicis.
Éramos ricos, en la medida en que necesitábamos menos para vivir muy bien. Pero no se trata de escribir un artículo para revivir nostalgias, aunque se vale, sino para reconfirmar que nos damos de bruces contra una sociedad de consumo que nos oprime sin misericordia, y nos encanta, ¡masoquistas que somos!

Somos compulsivos para comprar. Tanto, que precisamos un champú diferente para cada miembro del hogar; comida normal para unos y “light” para los que hacen dieta, que resulta mucho más costoso que comer de todo; detergente para la ropa negra y para la de color; jabón íntimo, para la cara, para los dedos de los pies y el de los platos; tres o cuatro tipos diferentes de leche y las loncheras: docenas de paquetes de mecato, dulces, jugos y aguas de todos los sabores. La lista es interminable y, al final, la tirilla es tan larga como agobiante la cuenta por pagar.

La sociedad de consumo posibilita que cada vez más personas tengan acceso a bienes y servicios diversificados. Hasta ahí, muy bien. El problema es cuando somos incapaces de distinguir entre lo que necesitamos, lo que deseamos o de lo que queremos presumir. Casi sin darnos cuenta gastamos desaforadamente en bienes no siempre esenciales, en lugar de invertir en lo fundamental o ahorrar para el futuro.

Las necesidades creadas por la sociedad de consumo son infinitas y cada quien validará las prioridades sin las que, supuestamente, su vida no es posible. Los aparatos tecnológicos, por ejemplo, se han convertido en un rasero para medir la felicidad. En cuestión de pocos días se vuelven obsoletos y, en vez de un teléfono móvil para hacer y recibir llamadas, necesitamos un computador de bolsillo que permita, entre otras funciones, hacer y recibir llamadas.

Y en esa carrera loca pagamos el precio más alto, incluso con la vida, cuando en cualquier calle o semáforo un bandido se va con las manos llenas y deja un costal de nervios aterrado, si no muerto, para mover el lado oscuro del consumismo que fomenta la delincuencia, ¡qué miedo, qué rabia y qué impotencia!.

Acerca de Publibolivar

me gusta el periodismo, soy integrante de RED ANTIOQUIA y corresponsal de el Periódico El Suroeste, MINUTO30.COM Publiciclismo

Publicado el 8 de julio de 2012 en Entradas generales. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de Clase. Profesor Luis Carlos Romero Castro

Blog destinado a compartir recursos academicos para optimizar el rendimiento de los cursos que se encuentran a mi cargo.

De campeones y Gregarios

Blog dedicado al ciclismo de grandes gestas e injustas caidas

NBA.com | Hang Time Blog

The official news blog of NBA.com with commentary and analysis from NBA.com's staff of writers.

William Pearse | pinklightsabre

Writing is learning to see in the dark

Cuaderno Inédito

Notes & advice for writers & editors by Julie Schwietert Collazo.

mashed radish

everyday etymology

A %d blogueros les gusta esto: